A lo largo de nuestra vida hemos disfrutado de las bellezas que nuestros parques nos brindan y los múltiples beneficios. Cada uno de ellos cuenta con espacios únicos que han dado diversión y alegría a más de una persona.

Una de las características más notorias en un parque es su belleza natural con la que cuenta. Cada árbol, arbusto y flor que hay en el hacen de ellos un lugar especial para relajarse y disfrutarlo.

Pero como es que la belleza natural ha podido llegar a ese punto, en el cual disfrutamos plenamente de ella. Todo esto es gracias a un factor que no muchas veces nos percatamos de él y de suma importancia, el suelo.

suelo

El suelo

El suelo aunque no lo percibamos así, está vivo, por lo tanto también debemos protegerlo y conservarlo en buen estado. Este es el encargado de dar soporte físico y una fuente de nutrición para las plantas en nuestros parques.

De igual manera en ellos viven cientos de seres vivos como, bacterias, insectos, etc. El cual es su hábitat natural. Todos y cada uno de ellos forma un ciclo de nutrientes tanto para la tierra como para las plantas.

Gracias a esto, las plantas pueden desarrollarse y crecer de manera saludable, a continuación te compartimos recomendaciones para su cuidado.

suelo

Prueba de la pala

Es importante para poder tratar y cuidar bien la tierra, saber el tipo de suelo con el que se trabaja. Para ellos necesitaremos esta prueba, solo debes usar una pala recta y clavarla en el suelo de forma perpendicular.

Puede que el suelo este suelto y rico el cual no tendrás problema con él, pero puede que sea duro también. Mediante esto podrás diferenciar que tipo de suelo es, arcilloso, arenoso, pedregoso, limoso, etc. Las plantas necesitan tierra rica y suelta. Lo cual permitirá a las raíces de la planta desarrollarse en buena forma.

Remueve la tierra

Si es por primera vez que trabajaras esa tierra tendrás que cavar y voltear la tierra con cuidado. Esto para que el suelo este bien suelto pero solo debes hacerlo a unos 20 cm de profundidad.

Un suelo sano necesita estar bien aireado, para poder oxigenar de manera natural a las raíces de las plantas. Si se usa máquina para esta tarea se debes de tener cuidado de no compactar el terreno, ya que esto disminuye el oxígeno para las raíces.

suelo

Proveer al suelo de materia organica

La materia orgánica es el alimento de la vida del suelo, mejorando la estructura del terreno y resistiendo las erosiones. Los organismos que pueden enriquecer la tierra son bacterias, hongos y lombrices quienes permiten que sea más productivo y sano.

Las plantas se alimentan de maro y micronutrientes que se encuentran en la tierra permitiéndoles tener una buena alimentación. Recuerda que hay que alimentar al suelo, no a las plantas ya que este es el que les dará nutrientes necesarios a las plantas.

Vive la Luna Rosa en tu parque

Regístrate como voluntario

Comparte en...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn